CCOO y UGT, patronal y Ministerio de Trabajo acuerdan la subida del SMI de 900 a 950€ mensuales

    “Es un día para felicitarse”, afirmó el secretario general de CCOO, Unai Sordo, por un acuerdo que calificó de “importante”, y de “muy buena noticia” porque supone una importante subida del SMI y, también por el hecho en sí del consenso alcanzado, tras la reunión mantenida por los responsables de los sindicatos y organizaciones empresariales con la nueva ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz.

    22/01/2020.
    Temas
    Gerardo Cuerva, Antonio Garamendi, Yolanda Díaz, Unai ordo y Pepe Álvarez posan ante de la reunión

    Gerardo Cuerva, Antonio Garamendi, Yolanda Díaz, Unai ordo y Pepe Álvarez posan ante de la reunión

    Los protagonistas del acuerdo – la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz; los máximos responsables de las organizaciones empresariales CEOE, Antonio Garamendi, y CEPYME, Gerardo Cuerva, así como los secretarios generales de CCOO, Unai Sordo, y de UGT, Pepe Álvarez, han comparecido este miércoles ante los medios para anunciar la subida del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) de 900 a 950€ para este año. Un acuerdo, que según señaló Unai Sordo, es coherente con las reclamaciones sindicales porque inicia la senda para fijarlo al final de la legislatura en el 60% del salario medio español, tal y como recoge la Carta Social Europea.

    Visiblemente satisfecho en contraste con el gesto serio de los representantes de la patronal – “Nos hubiera gustado que la subida fuera menor” (Garamendi) o “No es bueno, pero menos malo que si hubiera sido de una cuantía mayor (Cuerva), afirmaron -, el secretario general de CCOO enfatizó que “es un acuerdo importante para la gente que peor lo está pasando, para los que más han sufrido por la crisis”, recordando que, no obstante, el objetivo es “que nadie en este país con convenio colectivo gane menos de 1000€”.

    Para Unai Sordo, la subida del SMI no va a destruir empleo, la subida anterior no lo ha destruido, sino que muy al contrario va a permitir repartir la riqueza e incentivar la economía, permitiendo que gasten más en el día a día personas que no tienen capacidad de ahorro ni de invertir.

    El acuerdo, que se debe mucho al impulso de la ministra de Trabajo, ha sido fruto de “una negociación real”, que contrasta con el comportamiento de otros Gobiernos que recurrieron al decreto ley o a la mera consulta en relación al SMI”, subrayó Unai Sordo, que puso también de ejemplo el consenso frente a la actual polarización política.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.