Comisiones Obreras de Extremadura | 20 junio 2024.

CCOO denuncia una nueva agresión a un vigilante de seguridad en el Centro de Menores Francisco Pizarro de Trujillo

  • El sindicato exige medidas de protección para el personal del centro y muestra su apoyo al compañero agredido

CCOO denuncia una nueva y brutal agresión a un vigilante de seguridad en el Centro de Menores Francisco Pizarro de Trujillo y exige más recursos y medidas de protección para toda la plantilla del centro, que se encuentra en una preocupante situación de indefensión ante estos actos violentos.

21/05/2024.
Nueva agresión a un Vigilante de Seguridad en un Centro de Salud de Jerez de la Frontera

Nueva agresión a un Vigilante de Seguridad en un Centro de Salud de Jerez de la Frontera

Desde CCOO del Hábitat de Extremadura se señala que un vigilante de Seguridad ha sido agredido por un menor interno, resultando con una grave lesión en su mano izquierda, lo que ha llevado a acarrear una baja laboral.

Este incidente es solo el último de una serie de ataques que evidencian la peligrosa situación a la que están expuestos los trabajadores y trabajadoras de este centro de menores, quienes se encuentran desprotegidos y carentes de los recursos necesarios para el adecuado ejercicio de sus funciones y salvaguardar su integridad física y en consecuencia la de los propios usuarios del centro.

CCOO del Hábitat de Extremadura condena enérgicamente la inacción de la Junta de Extremadura, responsable de estos centros, que continúa desoyendo las reiteradas peticiones de refuerzo en la seguridad por parte del sindicato.

La Junta, responsable directa según la Ley de Prevención de Riesgos Laborales, ha incumplido su obligación de proteger a sus trabajadores, internos y personal externo del centro, permitiendo que se perpetúe un entorno laboral inseguro y hostil.

El responsable de Seguridad Privada de CCOO del Hábitat de Extremadura, Carlos Jesús Peguero, aclara que: “La situación de los Vigilantes de Seguridad en el Centro de Menores Francisco Pizarro es insostenible. La falta de personal y de equipos de protección adecuados está poniendo en riesgo constante la integridad de las/os profesionales. Es inadmisible que haya un solo vigilante por turno, especialmente en las horas de máxima conflictividad, como las tardes y noches”.

Ante esta situación añade que “es imperativo que se refuerce la seguridad con al menos dos vigilantes en esos turnos para garantizar una respuesta efectiva ante cualquier incidente”.

A pesar de las múltiples denuncias y llamadas de atención por parte de CCOO, la Junta de Extremadura ha hecho caso omiso a las demandas del sindicato, perpetuando con su negligencia el riesgo tanto al personal, así como a los menores internos.

La falta de acción no solo viola la Ley de Prevención de Riesgos Laborales, sino que también demuestra una preocupante indiferencia hacia la seguridad y bienestar de las personas bajo su responsabilidad.

CCOO del Hábitat de Extremadura exige a la Junta de Extremadura una actuación inmediata y contundente para incrementar las medidas de protección del personal de seguridad. Esto incluye un aumento significativo del personal de seguridad y la dotación de equipos de protección adecuados para prevenir futuras agresiones.

Desde CCOO del Hábitat de Extremadura, se traslada solidaridad y apoyo al compañero herido, deseándole una pronta y completa recuperación. El sindicato se compromete a seguir trabajando decididamente para que el personal de seguridad privada tenga la protección necesaria, tanto jurídica como física, para desempeñar sus funciones con todas las garantías de seguridad y salud.